:::: MENU ::::

25 de marzo de 2017

  • 25.3.17
"El principal problema medioambiental de Andalucía es la erosión de los suelos de su olivar". Esa fue una de las conclusiones de la conferencia impartida ayer en la Casa de la Cultura por los profesores de la Universidad de Granada Juan Manuel Martín y Raúl Rojano, titulada "Tres claves para mejorar la producción y la sostenibilidad del patrimonio olivarero andaluz: suelo, agua y poda". Era la primera actividad de las que desarrollará este año la Fundación Centro de Documentación Juan Alfonso de Baena para contribuir a la puesta en valor del patrimonio natural, artístico y monumental de Baena.

® AD ENTERTAINMENTS ||| PROHIBIDA SU REPRODUCCIÓN

Los profesores del grupo de investigación "Ciencias del Suelo y Geofarmacia", del Departamento de Edafología y Química Agrícola de la Facultad de Farmacia, apuntaron que "un suelo saludable nos da aire limpio y agua limpia, abundantes cosechas, pastizales productivos, biodiversidad y bellos paisajes", además de contribuir a sostener la vida vegetal y animal, filtrar los posibles contaminantes o facilitar el ciclo de los nutrientes.

Martín y Rojano explicaron que las lombrices son "un buen indicador de la calidad del suelo" y diferenciaron entre la agricultura intensiva, la que pone todos sus esfuerzos en producir mayor cantidad, y la agricultura sostenible, la que se centra en cuidar el suelo.

También analizaron un tipo de cubierta vegetal "hidroeficiente" para incrementar el agua disponible para el olivo. Según los profesores, a pesar de que el principal objetivo de las cubiertas vegetales convencionales son la fertilidad del suelo, la disminución de la erosión y un mayor aprovechamiento del agua de lluvia, no siempre se consiguen estos objetivos por distintas prácticas como el abuso del herbicida.

Por otra parte, Juan Manuel Martín y Raúl Rojano propusieron el sistema de tala "Doble Cruz Lobulada", que maximiza el área del olivo expuesto a la luz solar y propicia la aireación de las ramas, ya que el olivo necesita altas dosis lumínicas para poder desarrollarse y prosperar. "Cuanto menor sea el contenido leñoso de la planta mayor será el potencial productivo del olivo", concluyeron.

JESÚS ORDÓÑEZ / ANDALUCÍA DIGITAL



DEPORTES - BAENA DIGITAL

FIRMAS
Baena Digital te escucha Escríbenos