:::: MENU ::::

12 de diciembre de 2017

  • 12.12.17
La producción industrial de Andalucía creció un 5,6 por ciento durante el pasado mes de octubre respecto al mismo periodo del año anterior, mientras que el incremento acumulado en el conjunto del año fue del 3,4 por ciento, según los últimos datos del Índice de Producción Industrial de Andalucía (IPIAN), corregido de efectos estacionales y de calendario.



El IPIAN es un indicador elaborado a partir de una muestra de establecimientos, productos y ponderaciones, ha sido consensuado entre el Instituto Nacional de Estadística y el Instituto de Estadística y Cartografía de Andalucía y tiene por objetivo medir la evolución productiva del sector industrial.

Atendiendo a la clasificación de los bienes según su funcionalidad, es decir, por destino económico de los mismos, la tasa de variación interanual ha experimentado un mayor incremento en energía, con un 9,4 por ciento, mientras que ha aumentado un 6,9 por ciento en bienes de equipo; un 4,1 por ciento en bienes intermedios y un 0,7 por ciento en bienes de consumo.

Por ramas de actividad se produjeron crecimientos del 22,8 por ciento en el “Suministro de energía eléctrica, gas, vapor y aire acondicionado”, con un peso del 15,8 por ciento en el Índice General de Producción Industrial. Asimismo, se ha registrado un aumento del 9,4 por ciento en el área de “Industrias extractivas”, que supone un 1,2 por ciento sobre el conjunto del indicador, y del 2,6 por ciento en la “Industria manufacturera”, que tiene una ponderación del 78,3 por ciento.

En términos brutos, la producción industrial andaluza creció un 8,0 por ciento y en lo que va de año la variación interanual también ha sido del 3,4 por ciento. En cuanto a los bienes producidos, se produjeron incrementos de un 10,3 por ciento en energía, 10,2 en bienes de equipo, 8,2 en bienes intermedios y 3,6 por ciento en bienes de consumo.

Considerando también las ramas de actividad, en el décimo mes de 2017 en términos acumulados y respecto al mismo periodo de 2016, se produjeron incrementos del 13,9 por ciento en el “Suministro de energía eléctrica, gas, vapor y aire acondicionado”, del 9,5 por ciento en las “Industrias extractivas”, y del 1,8 por ciento en la “Industria manufacturera”, y una disminución del 0,8 por ciento en el “Suministro de agua, actividades de saneamiento, gestión de residuos y descontaminación”.

En un análisis más detallado, en función de las divisiones de la Clasificación Nacional de Actividades Económicas (CNAE-09) que presentaron mayor repercusión positiva en la tasa anual del Índice General fueron, la actividad de “Suministro de energía eléctrica, gas, vapor y aire acondicionado” con una tasa del 24,3 por ciento y una repercusión del 3,8; y la de “Reparación e instalación de maquinaria y equipo” con una tasa del 35,8 por ciento y repercusión del 1,5.

Por el contrario, las divisiones con mayor repercusión negativa fueron la de “Coquerías y refino de petróleo” con una tasa del -4,6 por ciento y una repercusión del -0,7, y la de “Metalurgia; fabricación de productos de hierro, acero y ferroaleaciones” con una tasa del -6,2 por ciento y una repercusión del -0,4.

REDACCIÓN / ANDALUCÍA DIGITAL
FOTOGRAFÍA: J.P. BELLIDO
  • 12.12.17
Tres piezas procedentes del yacimiento arqueológico de Torreparedones y depositadas en el Museo Arqueológico de Córdoba están presentes desde ayer en la exposición La Dama, el Príncipe, el Héroe y la Diosa, con la que ayer se inauguró el Museo Íbero de Jaén, durante un acto presidido por el rey Felipe VI, acompañado por la presidenta de la Junta, Susana Díaz.



Las piezas de Córdoba son un exvoto completo y dos fragmentos de otros, todos ellos de piedra caliza y fechados entre los siglos II y I antes de Cristo. El exvoto completo representa una figura sedente cuyas facciones y anatomía han sido tratados de manera muy esquemática pero reconocibles.

Los fragmentos, por otro lado, son una cabeza y un cuerpo. La cabeza, también con rasgos esquemáticos, muestra la inscripción Dea Caelestis. El otro fragmento representa una figura femenina embarazada, rodeando con sus brazos su barriga. Estas piezas ingresaron en el Museo Arqueológico de Córdoba en 1992, formando parte de un lote de 25 piezas procedentes del yacimiento de Torreparedones.

Los exvotos son unas de las expresiones de la religiosidad íbera más abundantes. Se depositaban en los santuarios en honor a la divinidad o como acción de gracias. Podían representar a personas, partes del cuerpo, e incluso animales.

Torreparedones fue declarado Bien de Interés Cultural (BIC) en el año 2007 por el Consejo de Gobierno de la Junta de Andalucía y se integra en la Red de Espacios Culturales. A él se accede por la carretera A-3125, que une las localidades de Baena y Cañete de las Torres, concretamente a la altura del punto kilométrico 18.800, donde parte un desvío al oeste. Tras recorrer un kilómetro hay que tomar un segundo desvío a la derecha, que conduce directamente al lugar, a unos 3,5 kilómetros al norte.

El yacimiento fue objeto de las primeras campañas de excavación por parte de varias universidades –entre ellas la de Oxford y la Complutense de Madrid– a finales de los años ochenta y principios de los noventa. Entre los hallazgos se encuentran tres estatuas sedentes de varios metros de altura encontradas en la Curia.

REDACCIÓN / ANDALUCÍA DIGITAL

11 de diciembre de 2017

  • 11.12.17
Novelista y autor de libros infantiles, Antonio Iturbe (Zaragoza, 1967) publica ahora A cielo abierto, un homenaje a Antoine de Saint-Exupéry, piloto y autor de El principito. Ha publicado además las novelas Rectos torcidos (2005), Días de sal (2008) y La biblioteca de Auschwitz (2012), ganadora del Premio Troa “Los libros van con valores” y publicada en once países. Imparte clases en la Universidad de Barcelona y en la Universidad Autónoma de Madrid.



—En ‘A cielo abierto’ narra los primeros momentos de la aviación civil, años en los que los pilotos se jugaban la vida porque los aviones no estaban perfeccionados como hoy.

—Efectivamente. Hablamos de una época de aviones construidos con madera y tela barnizada, descabinados, prácticamente aviones de papel. Ser aviador en aquel momento era jugarse la vida todos los días.

—Entre los elegidos, tres nombres: Henri Guillaumet, Jean Mermoz y Antoine de Saint-Exupéry.

—Los tres coinciden en las líneas de correo aéreo que se organizan en la aeropostal que parte de Toulouse. Está todo el desierto del Sáhara y llegó hasta Senegal y después se desplegó en Suramérica en los vuelos entre Buenos Aires y Chile, incluso la Patagonia. Son tres personalidades muy distintas: desde la fragilidad de Sant-Exupéry, a la seguridad absoluta de Mermoz y a la discreción de Guillaumet. Y, sin embargo, siendo tan distintos, forjan una amistad que será indestructible hasta el final de sus vidas.

—Entre otras proezas, realizaron el primer vuelo nocturno, cruzaron el Atlántico o la cordillera de los Andes por primera vez.

—Se habían realizado vuelos sobre el Atlántico, incluso alguno nocturno. El mérito de ellos es que establecen líneas regulares. No se trata de actividades deportivas para batir récords, sino para establecer líneas de correo eléctrico. Es decir, un servicio público, un servicio a la sociedad. No una acrobacia ni el reto por el reto, sino dar un servicio.

—La fascinación por Antoine de Saint-Exupéry le viene desde la infancia. ¿Qué encontró en su obra y en su vida que le atrapó?

—Pues es difícil explicar por qué nos fascina lo que nos fascina. Yo lo que sé es que con once años en el colegio leí por primera vez con una profesora, en aquella época muy hippy, El principito. Y aquel libro me magnetizó. Había cosas ahí que probablemente yo no conocía del todo. No sabía por qué había un niño en medio del desierto y un cordero para llevar a su planeta. Pero había algo ahí que me atrapó. Y al cabo de los años, he ido abriendo las distintas capas, leyéndolo con diferentes edades, descubriendo distintos ángulos y actualmente forma parte de las lecturas que han conformado mi forma de ver el mundo.

—¿Cómo se aborda un libro sobre el aire para quien la tierra firme es el lugar más seguro, incluso tiene vértigo?

—Yo creo que eso forma parte de la fascinación, quizás por el vértigo, por mi falta de valentía, me atraen estas vidas de los aviadores, de los pilotos, capaces de remontar sus miedos y, realmente, lo que me atrae es esa idea de la incertidumbre del aire. Constantemente ellos viven en la vibración, en el temblor. Y ese temblor de sus vidas que ellos afrontan. El correo siempre sale con viento, con lluvia, con cualquier clima. Es lo que realmente me atrae y me conmueve de estos hombres. El temblor.

—Le gusta la literatura moral, aquella que se pregunta cuál es nuestro lugar en el mundo. ¿Eso es lo que le atrae del escritor francés?

—Sí. Absolutamente. No me atrae la pirueta heroica por la pirueta. No me atrae esta gente que se dedica a ir al Everest a hacer récords simplemente porque sí, porque yo fui más rápido, sino que me interesa el heroísmo basado en la entrega a los demás, en ponerse al servicio de otros, como este correo tan importante en la época como eran las cartas.

Y ese sacrificio que ellos hacían porque la gente estuviera en comunicación. Toda su obra está impregnada de ese humanismo, de esa idea suya de que la vida es un nudo de relaciones y cada uno somos un nudo fundamental para el tapiz que entre todos cosemos.

—El autor de ‘El principito’ era todo un personaje: malgastador, bebedor, infiel, intransigente, distraído, caprichoso.

(Ríe). No. No era un santo. Pero, bueno, yo creo que eso lo que agiganta su importancia. Es decir, si él hubiera sido un santo varón de mármol, no tendría ningún mérito que hiciera ese esfuerzo y ese sacrificio, porque estaría en su naturaleza.

Lo atractivo del personaje es que siendo alguien interiormente muy débil, muy frágil, muy derrochador, con muchos cambios de humor y de estado de ánimo, justamente tenga esa capacidad para sobreponerse. Yo creo que el valiente no es el que no tiene miedo a las cosas, sino el que afronta su temor.

—La novela narra hechos reales y arranca en 1923 cuando Antoine de Saint-Exupéry realiza el servicio militar. Pese a una gran documentación, ha agregado sus dosis de ficción.

—Los diálogos, las situaciones son estilizadas. De alguna manera, tú lo que haces es, al hilo de los datos, poner en marcha las ensoñaciones. Lo que quisiera es que, siendo una obra de ficción, fuera una ficción verdadera.

—‘El principito’ ha llegado a opacar el resto de la obra de su autor. ¿Qué les falta a los otros libros para aun hoy vivir casi en el anonimato?

—Quizás su afán de tirar tantas hojas cuando escribía, de quedarse con lo esencial, hace que sus libros sean un poco desmadejados, que se pierdan a veces sus hilos narrativos, los personajes quedan en cuatro trazos y quizás, narrativamente ahora, para un lector actual tendrían como menos gancho. Son poemas realmente.

—Una de las grandes incógnitas que quedan sobre su vida es precisamente su muerte. Usted descarta el suicidio, una avería del avión, y apuesta por que fue derribado por un aeroplano alemán.

—Es una deducción de leerlo mucho y de llegar a la conclusión de que él era un gran vividor, en el sentido de la palabra. Aunque se jugaran el pellejo cada día, amaban la vida profundamente. Entonces, esa idea del suicidio yo nunca la he visto. La del desánimo, sí, la de la decepción. Pero la del suicidio yo nunca la he visto en su correspondencia y, por tanto, la descarto.

—¿Qué dato curioso y prácticamente inédito destacaría de su personalidad?

—Me llamó la atención en la correspondencia que muchas veces, con su madre, se despide diciendo: “Mamita, quiéreme mucho”. Aunque él llegó a ser un piloto aguerrido, premio Femina, una gran celebridad, siempre fue una persona muy insegura y, en el fondo, nunca dejó de ser ese niño que lo que anisaba era que su madre le viniera a arropar por la noche. Esa fragilidad y ese niño eterno que nunca dejó de ser.

ANTONIO LÓPEZ HIDALGO
FOTOGRAFÍA: ELISA ARROYO
  • 11.12.17
La Delegación de Cooperación al Desarrollo de la Diputación de Córdoba, en colaboración con Córdoba Acoge, ha editado una Guía de Protección Internacional para explicar a la ciudadanía la situación que viven las personas refugiadas y los beneficiarios de protección subsidiada, para aclarar confusiones terminológicas y para informar de los derechos de las personas que obtienen esta protección internacional en España.



"El objetivo de la misma es acabar con el desconocimiento existente sobre su situación legal en nuestro país, así como sobre sus documentos identificativos", explicó la responsable del Área, Ana María Guijarro, para quien "este desconocimiento hace que, en ocasiones, sean privados de derechos como abrir una cuenta bancaria, alquilar una vivienda o conseguir un trabajo".

Tal y como detalló Guijarro, “son personas que vienen de países a los que no pueden regresar -como ocurre con los refugiados- por motivos de raza, religión, opción política, género u orientación sexual; o, en el caso de la población subsidiaria, por poder sufrir graves daños como tortura, condenas, pena de muerte...”.

Sus documentos oficiales de identidad son el NIE y la Tarjeta Roja y en ellos consta la autorización para trabajar. “Queremos hacer llegar esta información a los centros de salud y de empleo para que puedan tener más posibilidades y evitar así el rechazo”, insistió la diputada provincial, quien añadió que la difusión de la guía se acompañará de una campaña informativa en medios de comunicación.

REDACCIÓN / ANDALUCÍA DIGITAL
  • 11.12.17
El consejero de Agricultura, Pesca y Desarrollo Rural, Rodrigo Sánchez Haro, ha informado en el Consejo Consultivo de Agricultura de algunas de las medidas que el Gobierno andaluz ha trasladado a la Unión Europea para mejorar el funcionamiento de la cadena alimentaria. Para lograr este objetivo, la Junta apuesta por la eliminación de las prácticas comerciales desleales, la inclusión de mecanismos de reparto de valor y el incremento de la transparencia del mercado y la información relativa al sector agroalimentario.



Sánchez Haro ha explicado que el departamento que dirige respondió el pasado mes de noviembre a la Unión Europea a una consulta pública de la Comisión al respecto con un documento de posición del Gobierno regional. Esta comunicación oficial complementaba la información ya trasladada a Bruselas en agosto, cuando se solicitaba la opinión de los distintos territorios sobre la conveniencia o no de contar con una normativa común dirigida a evitar estas prácticas.

El titular de Agricultura ha apuntado que desde Andalucía se defiende la necesidad de contar con una regulación comunitaria relativa a estas relaciones desleales entre empresas y entre empresas y productores, que debe sumarse a la directiva ya existente para regular la relación de las entidades con los consumidores y productores en el mercado interior.

Para ello, considera indispensable crear un marco legislativo que otorgue más poderes de inspección, sanción e intervención en este ámbito a las autoridades comunitarias. De esta forma, se lograría una mayor armonización en el ámbito europeo al evitar las disfunciones derivadas de los diferentes grados de intensidad de las sanciones impuestas por cada Estado miembro.

De hecho, la Consejería de Agricultura ha sugerido a Bruselas el establecimiento de una autoridad competente en la materia tanto en el ámbito comunitario como de los Estados miembro. Este organismo velaría por la correcta aplicación de la normativa y recibiría las denuncias que puedan producirse por abusos derivados de las prácticas comerciales desleales, garantizando el anonimato para evitar que el miedo a acusar a otra empresa perpetúe estas prácticas.

Otras medidas

El documento enviado desde Andalucía a la Comisión Europea también recoge la conveniencia de fomentar que se implanten instrumentos voluntarios, como los códigos de buenas prácticas, y de crear una lista abierta de prácticas comerciales desleales a prohibir y entre las que se debería incluir, por ejemplo, la venta a pérdidas. Este listado actualizable recogería todas las actuaciones consideradas como tal pero distinguiendo aquellas de carácter comunitario de las transacciones con terceros países.

Otra propuesta de la Consejería de Agricultura se encamina a combatir la asimetría de la información que existe en las relaciones contractuales del sector agrario, ya que actualmente se dispone de numerosos datos de la fase primaria de las transacciones pero no de las demás etapas de la cadena. Por esta razón, el consejero ha sugerido la creación de un Observatorio de Precios europeo similar al existente a nivel de la Junta de Andalucía, que aporte además referencias sobre costes y condiciones de las transacciones relativas a los eslabones intermedios del proceso, que serían de gran utilidad para la sociedad y los profesionales del sector.

Desde Andalucía se apunta que el suministro de esta información debería ser obligatorio, pero sin suponer un incremento de la burocracia ni un obstáculo para la libre ejecución de los contratos dado el alto nivel de desarrollo y uso actual de medios tecnológicos avanzados.

Por último, otra de las peticiones del Gobierno regional a Bruselas se refiere a la inclusión de cláusulas de reparto de valor entre los agricultores, sus asociados y el primer comprador en los contratos de productos agrarios. Para hacer efectiva esta posibilidad sería necesario darle la máxima difusión entre los agentes del sector y que las administraciones se involucren asesorando a los interesados con el fin de favorecer acuerdos entre ambos eslabones de la cadena.

REDACCIÓN / ANDALUCÍA DIGITAL
FOTOGRAFÍA: JOSÉ ANTONIO AGUILAR
  • 11.12.17
Endesa ha puesto en marcha un plan de mejora de las subestaciones eléctricas de la provincia de Córdoba por el que tiene previsto invertir hasta el año 2020 algo más de 4,3 millones de euros. Entre las actuaciones que ya se han llevado a cabo destaca la que se ha acometido en la subestación eléctrica de Baena, donde se ha implantado una mejora en el control y telecontrol de dichas instalaciones.



Este plan de Endesa prevé mejoras en las telecomunicaciones, gracias al uso de los propios conductores eléctricos como transmisores de ondas portadoras de comunicación, la instalación de nuevas comunicaciones mediante comunicación vía satélite y por radio láser, y nuevos tendidos de fibra óptica, mediante los cuales se habilitan comunicaciones entre los centros de control de maniobra y las distintas subestaciones implicadas con protocolos de comunicación de última generación.

Según la compañía, "todo esto permitirá responder de forma más rápida ante cualquier incidencia, pudiendo actuar de forma inmediata, lo que se traduce en una mejor calidad de suministro en la red de distribución de la provincia, ya que las subestaciones eléctricas son las encargadas de distribuir y repartir la energía a los usuarios finales".

Solo en la provincia de Córdoba, Endesa cuenta con 47 subestaciones de Alta/Media Tensión. En lo que va de año, la compañía ya ha invertido en el marco de este plan de mejora 778.000 euros, previendo para 2018 una inversión de 1,3 millones, más otro millón para 2019, y 1,4 millones en 2020, cuando finaliza el plan.

En concreto, en 2017, la inversión realizada se ha dirigido a las subestaciones de Cepansa (Córdoba Capital-Barrio Fátima), Egabrense (Cabra), Palomas (Lucena), Espejo y Baena, consiguiendo con estas actuaciones una mejora en el control y telecontrol de dichas instalaciones, que posibilita una actuación rápida ante eventuales incidencias. De este modo, también se mejora la calidad del suministro de los consumidores de la provincia.

En los próximos tres años se realizarán actuaciones similares en otras 25 subestaciones distribuidas por toda la provincia de Córdoba. En 2018, en Cordobilla (Puente Genil), Jauja (Lucena), Montilla, Procerán (Aguilar de la Frontera), La Carlota, Palma del Río (Hornachuelos) y Villarrubia (Córdoba).

En 2019, en El Carpio, Soldado (Villanueva del Duque), Villanueva de Córdoba, Cruz de Juárez (Córdoba, Barrio de Santa Rosa), Hinojosa del Duque, Peñarroya (Peñarroya-Pueblonuevo), Genil-Cabra (Puente Genil), Patamulo (Puente Genil) y Moratalla (Cortijo Moratalla).

Por último, en 2020 se actuará en Casillas (Córdoba), Gran Capitán (Córdoba), Huerta Figueroa (Córdoba), Santuario (Córdoba), Torrecilla (Córdoba) Cansinos (Córdoba), Villa del Río, Villafranca y Priego de Córdoba. Gracias a estas medidas implantadas de sustitución de los equipos de control y telecontrol, y a los nuevos protocolos de comunicación instalados, Endesa controla sus instalaciones de forma remota, rápida y efectiva, mejorando la calidad de suministro a todos los clientes de la provincia.

REDACCIÓN / ANDALUCÍA DIGITAL

10 de diciembre de 2017

  • 10.12.17
La Diputación de Córdoba, a través de su Delegación de Cultura, ha renovado esta semana su compromiso con la Orquesta de Córdoba con la firma de un nuevo convenio de colaboración por valor de 250.000 euros con el que pretende “asegurar el mantenimiento y la actividad de la orquesta”.



Así lo ha explicado la delegada de Cultura en la institución, Marisa Ruz, quien ha insistido en que “esta aportación se ha materializado en una mayor presencia e implicación de la orquesta en la provincia, a través de programas como los de 'Música y cine' y los conciertos didácticos”.

“Estamos llevando una propuesta musical de calidad a los municipios. Así, este año Hinojosa del Duque, La Rambla, Fernán Núñez, Montilla y Luque recibieron la visita de la orquesta, que movilizó a 6.300 espectadores”, ha subrayado la diputada provincial.

De igual modo, ha continuado Ruz, “más de 5.000 estudiantes de la provincia pudieron participar en los espacios didácticos y pedagógicos dirigidos a incrementar la cultura musical, necesaria para la propia pervivencia de la orquesta pues garantiza la renovación de su pública”.

Por su parte, el vicepresidente del Consorcio Orquesta de Córdoba, David Luque, ha destacado la colaboración económica de la Diputación de Córdoba, que “se inició en 2014, cuando la crisis económica llevó a la orquesta a una situación económica delicada. Gracias a esta aportación ha podido salir del bache de los últimos años y asegurar su mantenimiento y regular su funcionamiento”.

Por último, el delegado provincial de Cultura de la Junta de Andalucía, Francisco Alcalde, ha afirmado que “ gracias a estas aportaciones se podrá celebrar una fecha relevante para la Orquesta como es su 25 aniversario sin la sombra de esas dificultades”.

REDACCIÓN / ANDALUCÍA DIGITAL

DEPORTES - BAENA DIGITAL

FIRMAS
Baena Digital te escucha Escríbenos