:::: MENU ::::

8 de agosto de 2020

  • 8.8.20
Mañana comenzará la temporada de caza del conejo, marcada este año por la declaración de "emergencia cinegética" en un buen número de municipios de la provincia de Córdoba, entre los que se encuentra Baena. Así lo anunció la Asociación Agraria de Jóvenes Agricultores (Asaja), que detalló que el próximo 23 de agosto arrancará también la media veda, que se extenderá hasta el 20 de septiembre, y en la que se podrá cazar codornices, palomas y córvidos.


Respecto a la tórtola común, por primera vez en esta media veda, y con el propósito de recuperar sus poblaciones, solo se podrá cazar el último sábado y el último domingo de agosto, además del primer sábado y el primer domingo de septiembre, en el horario comprendido entre el amanecer y las 12.00 del mediodía. "Se mantiene el cupo de cinco ejemplares por cazador y día", señalaron desde Asaja.

Las tres especies de palomas que se pueden cazar son la paloma torcaz, la paloma zurita y la paloma bravía. "Se trata de un periodo de caza de mucho interés para el sector, que generará gran actividad en nuestras zonas rurales, y que será la antesala del periodo general de caza, que irá del 11 de octubre al 3 de enero", explicaron desde la organización agraria, para añadir que "en este periodo general se podrán cazar otras especies como la perdiz roja, la liebre y el resto de las especies de caza menor, excluida la tórtola común".

Por su parte, la caza mayor se podrá practicar desde el 17 de octubre al 14 de febrero, pero los aguardos nocturnos de jabalí comenzarán antes, en concreto, desde el 9 de agosto hasta el 14 de febrero. "Todos los días de la semana se podrá practicar esta modalidad, con el único requisito de tenerla debidamente contemplada en el Plan Técnico de Caza del coto en cuestión", precisaron las mismas fuentes.

Asaja Córdoba recuerda que en esta temporada de caza existen dos especies para las que se ha declarado la "emergencia cinegética" por los daños que habitualmente causan en los cultivos. Por un lado, el jabalí, para el cual se considera toda la provincia en emergencia. Y, por otro lado, el conejo, para el cual se han declarado en emergencia los siguientes municipios de la provincia: Aguilar de la Frontera, Baena, Benamejí, Bujalance, Cabra, Cañete de las Torres, La Carlota, Castro del Río, Fernán Núñez, Guadalcázar, Iznájar, Lucena, Montalbán de Córdoba, Montilla, Monturque, Moriles, Puente Genil, La Rambla, Santaella y La Victoria.

"En todos estos municipios, se dispondrá de medidas extraordinarias para poder cazar estas especies de forma más intensa y poder combatir los daños de forma eficaz", indicaron desde Asaja, que hicieron un llamamiento a “la importancia de cazar de forma responsable y ordenada, de cara a velar por el mantenimiento de las poblaciones de especies cinegéticas”, cumpliendo con la normativa vigente y respetando los cupos establecidos para los cazadores.

REDACCIÓN / ANDALUCÍA DIGITAL


DEPORTES - BAENA DIGITAL

FIRMAS
Baena Digital te escucha Escríbenos