:::: MENU ::::

10 de noviembre de 2017

  • 10.11.17
El alcalde de Baena, Jesús Rojano, ha anunciado esta mañana la reapertura de la Cueva del Yeso a visitantes durante los meses de noviembre, diciembre, enero y febrero. Las visitas se pueden hacer los viernes, sábados y domingos en horario de 9.00 a 13.00 y de 16.00 a 18.00 previa reserva en la Oficina de Turismo.

® AD ENTERTAINMENTS ||| PROHIBIDA SU REPRODUCCIÓN

Rojano ha querido hacer un "llamamiento a todos los vecinos de Baena que todavía no hayan tenido la oportunidad de visitarla" porque es uno de los principales atractivos del municipio y uno de los que más expectación causa.

El alcalde ha explicado que este año la cavidad no presenta mejoras significativas. En este sentido, el Consistorio está pendiente de solicitar los fondos europeos Lidera a través de Adegua para ir sustituyendo las pasarelas de madera por material de fibra de carbono y ampliar varios metros el recorrido visitable en una zona de lagos de especial interés.

Como "reto futuro de que sea visitable durante todo el año", Jesús Rojano ha señalado que los análisis de seguimiento de las condiciones climatológicas internas indican que las visitas turísticas no han supuesto perjuicio para los murciélagos, que ahora pueden acceder y salir de la cueva por la boca originaria sin ninguna alteración.

Por su parte, el espeleólogo José Antonio Mora ha significado el interés didáctico que supondría que los alumnos de los centros educativos de Baena y Albendín pudieran realizar visitas a lo largo de estas semanas. Y es que según Mora, la Cueva del Yeso es un fenómeno "irrepetible" porque puede concebirse como un laboratorio de ciencias de la tierra, ya que su formación ocupa tres de las cuatro eras geológicas.

La visita turística a la Cueva del Yeso

Desde su apertura al público a comienzos del año 2015, la Cueva del Yeso cuenta con un recorrido visitable aproximado de unos 200 metros de longitud, apenas un 5 por ciento del total del desarrollo de la cavidad, que podría alcanzar unos 20 kilómetros. Durante los 365 días del año mantiene en su red de galerías una temperatura homogénea, unos 21 grados, con una humedad relativa cercana al 90 por ciento, por lo que se asemeja a un clima tropical.

Además de diversas salas y galerías, en los aproximadamente 60 minutos que dura el recorrido, los visitantes pueden contemplar los pendants, unas formaciones naturales únicas de este tipo de cavidades y los múltiples lagos donde habita una especie de gamba autóctona llamada Niphargus Baenensis.

Uno de los primeros atractivos que se encontrará el turista durante la visita guiada es la Sala de los Cristales, un espacio abierto repleto de espeleotemas, maclas, formaciones de nubes, bolas y coraloides yesíferos de gran belleza.

En los dos últimos años se han registrado más de un millar de visitas. No en vano, forma parte de un grupo muy reducido de cuevas abiertas al público en este tipo de materiales junto a La Kristalmaja (Rusia), Albaster Cavern (EEUU), Seger Begerhohle (Alemania) y Saint-Leonard (Suiza).

JESÚS ORDÓÑEZ / ANDALUCÍA DIGITAL


DEPORTES - BAENA DIGITAL

FIRMAS
Baena Digital te escucha Escríbenos