:::: MENU ::::

31 de julio de 2020

  • 31.7.20
El presupuesto del 2020 de Baena vuelve a quedar sobre la mesa. En la sesión plenaria, celebrada ayer, el Ayuntamiento había incluido el expediente presupuestario correspondiente a este año para que todos los grupos políticos se manifestaran a favor o en contra. Sin embargo, el grupo de Izquierda Unida pidió que el debate se dejara sobre la mesa, “tras hablar con el resto de grupos, vemos que ustedes llegan a este pleno sin haber alcanzado acuerdos con la oposición, por tanto, por el bien general y con la intención de llegar a un entendimiento pedimos que se posponga”, apuntó su portavoz, David Bazuelo.



El presupuesto que proponía el equipo de gobierno ascendía a más de 17 millones de euros y, según señaló la alcaldesa, “se trata de un presupuesto equilibrado, coherente y acorde con las circunstancias especiales”. Sin embargo, el portavoz de Iporba, Luis Moreno, le acusó de “presentar un presupuesto del señor Rojano” y añadió “está usted usando el presupuesto como una justificación de su incompetencia”.

Moreno ha recalcado, en más de una ocasión, que en su opinión el presupuesto del 2020 no se puede hacer ahora, “porque sería operativo en octubre y para entonces ya hay que ponerse con el 2021”. Por su parte, la alcaldesa le respondió, “la verdad es que usted no quiere presupuesto ni ahora ni nunca y eso Baena lo tiene que saber”.

El PSOE, en palabras de su portavoz Jesús Rojano, reconoció la voluntad del equipo de gobierno, pero subrayó que “aún falta mucho que avanzar para llegar a un acuerdo”. Durante su contestación, la alcaldesa señaló no entender la postura socialista de no apoyar el expediente pues, “en estos presupuestos se incluye más del 80% de las inversiones propuestas por el PSOE”. Por eso, Piernagorda acusó a los socialistas de no estar nunca conformes, “señores, esto no es serio para el pueblo de Baena” y añadió que “las consecuencias de no aprobar estos presupuestos son muy negativas para la localidad”.

Reconocimientos extrajudiciales
Otro tema en el que también hubo diferencia de opiniones fue el referente a los reconocimientos extrajudiciales de crédito por un importe superior a los 134.000 euros. En su intervención, Moreno le recriminó al Ayuntamiento estar gobernando “a golpe de conocimiento extrajudicial, puesto que es un asunto que se reitera en cada pleno”. La alcaldesa respondió a esta acusación tildando de “incongruente” la actitud del de Iporba, “usted nos dijo que no aprobáramos el presupuesto y que se comprometía a aprobar todos los reconocimientos extrajudiciales”.

El descontento fue igual en toda la oposición, de hecho, la concejala de Izquierda Unida, Cristina Vidal, manifestó que votarían en contra, “porque ya llevamos ocho reconocimientos extrajudiciales de contrataciones cuando este procedimiento debe ser algo extraordinario y no podemos convertirlo en algo cotidiano como se viene haciendo desde que empezó este año”. Así, señaló que aproximadamente se ha gastado un millón de euros en facturas de contratación, “muchas de ellas hechas a dedo”.

Por su parte, el PSOE se abstuvo en la votación, al igual que Iporba, para demostrar un “ejercicio de responsabilidad para que esas facturas salgan adelante, porque las empresas tienen que cobrar”, explicó María Dolores Ruiz, pero subrayó que “ya no volverán a abstenerse más”.

Dos mociones aprobadas
Por último, y antes de dar paso a los ruegos y preguntas, quedaron aprobadas por unanimidad las dos mociones conjuntas presentadas por los grupos de PSOE, Iporba e IU, ambas referentes a la solicitud de ayudas para la eficiencia energética; la primera del alumbrado exterior municipal y la segunda del Mercado de Abastos de Baena.

MARTA BAENA SANZ / ANDALUCÍA DIGITAL
FOTOGRAFÍA: M.B.S.



DEPORTES - BAENA DIGITAL

FIRMAS
Baena Digital te escucha Escríbenos