:::: MENU ::::

27 de septiembre de 2016

  • 27.9.16
Baena Digital se hace eco en su Buzón del Lector de un texto remitido por Antonio Gutiérrez Guijarro acerca del congreso extraordinario convocado por el Partido Socialista. Si desea participar en esta sección, puede enviar un correo electrónico exponiendo su queja, comentario, sugerencia o relato. Si quiere, puede acompañar su mensaje de alguna fotografía.

® AD ENTERTAINMENTS ||| PROHIBIDA SU REPRODUCCIÓN

No se han hecho esperar las decisiones del panorama político tras las elecciones autonómicas del domingo. La semana comenzaba con la decisión de Podemos de romper el pacto de gobierno en Castilla-La Mancha, con el único fin de presionar al Secretario General del PSOE, en su intento mortinato de formar un gobierno alternativo (pese a contar con menos apoyos que en diciembre).

Pero poco ha podido hacer esta arriesgada estratagema, usual de Podemos (recordemos la nocturnidad de los presupuestos asturianos), en la decisión que minutos más tarde hacía pública Pedro Sánchez con su intención de convocar Congreso extraordinario y primarias. El líder socialista hace frente, con las declaraciones de ayer, a los desastrosos resultados de las elecciones del 25S y las críticas que llevaba recibiendo.

Tras dos comicios generales en los que el PSOE no levanta cabeza (pese a su valiente gesto de intentar formar un gobierno alternativo a la derecha en la primera cita electoral) la frase de “resultados históricos” se hace cada día más usual en un escenario electoral constante en el que el electorado socialista no se siente identificado con las pautas de Ferraz. El PSOE encauza una racha de derrotas que afectan al liderazgo (interno y externo) del líder socialista y que mantiene dividido al partido.

La llegada de Pedro Sánchez a la secretaría general fue tan aclamada como ahora su salida. La serie de errores políticos que le han acompañado durante este período han socavado sus apoyos en las distintas federaciones. Desde declaraciones muy cuestionables (como la del Ministerio de Defensa) hasta la misma destitución fulminante del Secretario Gral. de los socialistas madrileños, Tomás Gómez, han dejado en entredicho su forma de dirigir el partido que más años ha gobernado España.

Incluso en esta última decisión de hoy, Pedro Sánchez ha cometido errores. De acuerdo con los Estatutos del Partido Socialista, es el Comité Federal y no el Secretario General, quien convoca el Congreso. Debe ser el Comité de este próximo primero de octubre quien tome las decisiones oportunas acerca del futuro del partido. Esta estrategia no tiene otro objetivo que acorralar a otros posibles candidatos o candidatas, contrarios a él, frente a una elección en la que no habría tiempo ni para debatir ni presentar propuestas. Los atajos no siempre son buenos y si no recordemos cómo el lobo aconsejaba a Caperucita que fuese por un camino más corto.

El PSOE requiere de una profunda reflexión interna que permita rediseñar su papel en la sociedad española y volver a asumir su papel en la política nacional. Y eso, señor Sánchez, no se consigue con un congreso exprés en el que los militantes y las distintas federaciones no puedan participar aportando ideas y propuestas en un debate abierto, sino abriendo una conferencia política y facilitando las herramientas necesarias para ello.

Esperemos que éste sea el último error de una serie de desaciertos políticos y estratégicos que han situado al PSOE en una situación de desgaste y descrédito de la que los máximos responsables deben hacerse responsables y, que Pedro Sánchez no ha asumido, anunciando su voluntad de volver a presentarse a las primarias.

ANTONIO GUTIÉRREZ GUIJARRO

NOTA: Los comentarios publicados en el Buzón del Lector no representan la opinión de Baena Digital. En ese sentido, este periódico no hace necesariamente suyas las denuncias, quejas o sugerencias recogidas en este espacio y que han sido enviadas por sus lectores.

DEPORTES - BAENA DIGITAL

FIRMAS
Baena Digital te escucha Escríbenos