:::: MENU ::::
clínica parejo y cañero - único hospital de día del centro de andalucía

COLEGIO PROFESIONAL DE PERIODISTAS DE ANDALUCÍA

21 de enero de 2022

  • 21.1.22
FACUA Andalucía considera "inadmisible" que la Junta no tome medidas para acabar con el "desbordamiento" de la Atención Primaria en la comunidad. La federación ha señalado que se ha dirigido hasta en tres ocasiones a la Consejería de Salud y Familias de la Junta de Andalucía para instarle a potenciar los recursos de la sanidad pública y garantizar una calidad adecuada en la prestación que se le da a los ciudadanos, "sin que por el momento la administración haya puesto freno al colapso".


FACUA Andalucía advierte de que esta situación empieza a cronificarse, puesto que no se le da solución, y la tacha de "inadmisible" en un sistema que debe garantizar el acceso a la sanidad pública. Además, considera que la asistencia prestada dista mucho de una asistencia sanitaria de calidad y no permite hacer efectivo el derecho a la protección de la salud de los ciudadanos en Andalucía, y en consecuencia recuerda que "es una obligación de la administración contar con los recursos materiales y humanos necesarios para garantizar la protección de este derecho".

La federación insiste en la necesidad de incrementar el personal dedicado a la Atención Primaria, reducir del tiempo de espera tanto en las citas médicas como en la espera telefónica y asegurar la atención presencial.

Por ello, en sus escritos dirigidos al organismo, la federación advierte de que, durante años, la Atención Primaria viene sufriendo un deterioro en la capacidad para dar una respuesta adecuada a los usuarios y, por consiguiente, se ha dado una progresiva pérdida de peso dentro del Sistema Sanitario Público de Andalucía.

Medidas insuficientes

En el primero de ellos, presentado en 2020, FACUA Andalucía instaba a la Consejería a reforzar la Atención Primaria de forma urgente, dado iba a ser una pieza clave en la gestión de la pandemia desde el inicio de la desescalada. El organismo respondió adjuntando una serie de medidas a llevar a cabo, las cuales, según la federación, "han resultado ser insuficientes puesto que, como se ha podido comprobar a lo largo del año 2021, la situación no ha hecho más que agravarse, poniéndose cada vez más de manifiesto que no hay capacidad para dar respuesta a la demanda existente".

Ante esta situación, el pasado septiembre de 2021, volvió a presentar un escrito, el cual no ha sido respondido, señalan, para denunciar la especial situación de desbordamiento de la Atención Primaria y cómo ello ha supuesto una afectación y pérdida de los derechos de la ciudadanía ante el sistema sanitario público andaluz.

Déficit de personal sanitario

En ambas ocasiones, FACUA Andalucía exponía que son muchos los usuarios como los colectivos de profesionales los que denuncian que sigue existiendo un "preocupante" déficit de médicos de familia, una significativa desinformación en la población sobre el acceso a la atención en el centro de salud, así como las dificultades de gestión de las citas en Salud Responde, que desembocan en la demora en los cuidados de los pacientes.

Por todo ello, FACUA Andalucía exige a la Consejería de Salud y Familias de la Junta de Andalucía que deje de mirar hacia otro lado y tome medidas urgentemente para potenciar el sistema de sanidad pública con la finalidad de solucionar, desde lo público, los mencionados problemas. Todo ello, de acuerdo a las acciones que le competen y con el objetivo de garantizar la protección de la salud de la ciudadanía andaluza.

REDACCIÓN / ANDALUCÍA DIGITAL

20 de enero de 2022

  • 20.1.22
El Sindicato de Enfermería (SATSE) ha denunciado que la integración del Hospital Comarcal de Montilla y el CHARE de Puente Genil en el Sistema Andaluz de Salud (SAS) ha generado un "caos organizativo" entre los profesionales de ambos centros, "descubriendo la total falta de planificación de Consejería de Salud".


SATSE critica que, a día de hoy, los profesionales que trabajan en estos hospitales que terminan su relación laboral el próximo 31 de enero aun no tengan una oferta de su posible continuidad, "por falta de la autorización del responsable del Área de Gestión Sanitaria (AGS) y de la firma autorizada por la Consejería para este trámite".

"Durante todo el año del 2021 se nos aseguraba que a 1 de enero del 2022 estaría funcionando la bolsa única del SAS en los hospitales citado, con tiempo para implementar los recursos materiales y humanos necesarios para ello. Pues bien, el día 29 de diciembre, mediante la publicación en BOJA, nos enteramos que se seguían manteniendo nuestras bolsas de trabajo por no tener los recursos necesarios para poder ofrecer a los candidatos demandantes de empleo un contrato de trabajo por bolsa única del SAS", señala SATSE.

En este sentido, SATSE recalca que a la creciente sobrecarga y tensión asistencial que los profesionales sanitarios sufren en plena sexta ola de la pandemia, "tienen además que estar alerta en estos próximos días para conocer si su futuro laboral seguirá ligado a nuestro centro o tendrán que emigrar a otros centros de la red hospitalaria andaluza, a varios cientos de kilómetros de sus domicilios con la consiguiente sobrecarga psicológica y emocional que conlleva, solo por una nefasta gestión por parte de la Consejería en la organización de sus recursos".

Además, SATSE afirma que desde el pasado día 4 de enero los responsables del Área de Prevención de Riesgos Laborales (PRL) del hospital montillano han sido incapaces de remitir el informe de un accidente laboral para tramitar una baja "por una falta de coordinación entre los gestores de la AGS del Sur de la provincia de Córdoba, ya que nadie se hace cargo de la firma del preceptivo informe".

"Dado lo anteriormente expuesto, hemos solicitado la convocatoria de urgencia de la comisión de prevención de riesgos laborales del centro montillano esperando que si se pueda reunir para que se nos dé una solución a estos problemas que están surgiendo a nivel organizativo", apuntan desde el sindicato. Asimismo, SATSE solicita a la Consejería de Salud que resuelva "con carácter inmediato" la situación del Área Sanitaria Sur de Córdoba por "la improvisación y la mala gestión con la que se ha planificado esta integración.

Finalmente, SATSE reclama al consejero de Salud, Jesús Aguirre, y a la delegada provincial, Mª Jesús Botella, que no sigan lanzando “discursos grandilocuentes y huecos”, y realmente apuesten por una mayor autonomía de gestión, dividiendo la macroárea creada en dos como lo han realizado en el resto de Andalucía.

El alcalde de Montilla cuestiona el "doble discurso" de la Junta

Asimismo, el alcalde de Montilla, Rafael Llamas, ha lamentado hoy las declaraciones de la portavoz de Salud y Familias del PP en el Parlamento andaluz, Beatriz Jurado, en las que aseguró que la polémica en torno a la creación de una macroárea sanitaria para el sur de la provincia es un "debate artificial", calificando de "ruin" la actitud de los alcaldes de la comarca de la Campiña Sur al reclamar al consejero que reconsidere la creación de una unidad de gestión propia para la comarca.


"La Mancomunidad no cuestiona la integración de las agencias sanitarias en el SAS como pone sobre la mesa, sino que se suma a la preocupación que trasladó en un primer lugar SATSE; y a la que se han sumado todos los sindicatos de la Junta de Personal sobre la repercusión que tendrá esta macroárea para la prestación de la atención sanitaria para un tercio de la población de la provincia", ha indicado el primer edil.

En este sentido, Llamas ha lamentado el "doble discurso" mostrado por la Junta de Andalucía pues "las palabras del consejero no se corresponde con lo publicado en el BOJA". Así, el alcalde montillano ha señalado que frente a las declaraciones de Jesús Aguirre en las que afirmó que tanto el Hospital Infanta Margarita de Cabra como el Hospital de Montilla será los centros de referencia, "el BOJA de 30 de diciembre señala la dependencia funcional y asistencial de los hospitales de la Agencia Sanitaria Alto Guadalquivir al Hospital Infanta Margarita".

"Es aquí donde reside nuestra preocupación porque desconocemos si a medio plazo pasaremos a depender de Cabra y no de Córdoba como hasta el momento, y sólo reclamamos información", ha apuntado el regidor, a la vez que ha recordado que los mismos motivos que han llevado a sindicatos y la Mancomunidad de la Campiña Sur a que se reconsidere la creación de un área sanitaria comarcal –dispersión geográfica, tamaño de la población a atender y estructuras más pequeñas para mejorar y especializar la prestación– fueron recogidos en el propio BOJA con respecto a la creación de dos unidades de gestión en el Campo de Gibraltar.

"Nuestro intereses en contar con un área sanitaria propia reside en que debe disponer de la financiación y dotaciones necesarias para prestar la atención primaria y especializada. Esto significaría que el Hospital de Montilla crecería en calidad asistencial, recursos y equipamientos y no quedarnos como un hospital secundario que es lo que en realidad dice el BOJA", ha subrayado.

I. TÉLLEZ / REDACCIÓN DIGITAL
FOTOGRAFÍA: ARCHIVO / I. TÉLLEZ
  • 20.1.22
El denominado 'coronavirus persistente' puede afectar a aproximadamente el 10 por ciento de los pacientes que tuvieron covid-19, aumentando al 15 por ciento en los pacientes que sufrieron la enfermedad de forma grave, según ha destacado el jefe de servicio de Neumología del Hospital Quirónsalud Córdoba, Luis Manuel Entrenas, que ha insistido en la importancia de la vacunación, pues la posibilidad de desarrollar covid persistente se reduce a la mitad en personas que han completado la pauta de vacunación.


El doctor Entrenas ha explicado que el término 'covid persistente', según la definición realizada por un grupo de expertos internacionales y publicada recientemente en la revista científica The Lancet Infectious Diseases, se refiere a los síntomas que se producen en personas con antecedentes de infección probable o confirmada de covid-19, generalmente tres meses después del inicio, que duran al menos dos meses y no pueden explicarse con un diagnóstico alternativo.

Se trata pues de una patología nueva que es importante distinguir, según el especialista, de las secuelas de covid que aparecen tras padecer la enfermedad de manera grave, generalmente con necesidad de ingreso en UCI, aunque algunos pacientes con secuelas también sufren esta patología persistente. Este síndrome se caracteriza por la continuación de síntomas semanas o meses después de la infección inicial, o por la aparición de síntomas tras un tiempo sin ellos, entre 4 y 12 semanas. En muchas circunstancias los síntomas se solapan con las secuelas, lo que incrementa la prevalencia.

El doctor Entrenas ha recalcado que la aparición de covid persistente no está relacionada con la gravedad de la infección inicial, por lo que puede afectar tanto a pacientes leves como a graves hospitalizados y normalmente no tienen antecedentes de patologías previas. 

Las razones que pueden llevar a esta patología se centran en tres hipótesis, la de la persistencia viral, que provoca un estado inflamatorio crónico, la hipótesis inflamatoria (permanencia de restos virales que fomentan la inflamación), y la hipótesis del trastorno de la inmunidad, en el que el sistema inmune del paciente reacciona de manera exagerada, provocando un problema de autoinmunidad.

"Lo que ocurre posiblemente –según ha explicado el especialista– es una combinación en diferente proporción de estas tres hipótesis, provocando así la aparición de diferentes formas clínicas de intensidad y afectación muy variada". Los datos del Ministerio de Sanidad indican que aproximadamente 1 de cada 5 personas tiene algún síntoma tras 5 semanas de la infección y 1 de cada 10 personas tiene algún síntoma después de 12 semanas tras infectarse.

El covid persistente puede afectar a cualquier persona sin importar la edad, sexo y condición, aunque el 50 por ciento de los pacientes se encuentran entre los 36 y los 50 años y la mayoría son mujeres. Se están empezando a describir también casos en menores, pese a que entre este colectivo la gravedad suele ser menor.

Síntomas más frecuentes

Se han descrito múltiples síntomas que pueden fluctuar o persistir en el tiempo, empeorar con el esfuerzo físico y mental y provocar limitación de la capacidad funcional. Los más frecuentes son cansancio, malestar general, dolor muscular y articular, mareos, fiebre y trastornos del sueño. Entre los síntomas respiratorios, los más comunes son tos y sensación de falta de aire, también pueden producirse síntomas digestivos como diarrea, pérdida de apetito y dolor de estómago.


Entre los síntomas dermatológicos se encuentran erupciones, caída del pelo y debilidad en las uñas; y entre los neurológicos, dolor de cabeza, dificultad para concentrarse, pérdida de gusto y olfato, parestesias y alteraciones del estado de ánimo. También puede producirse dificultad para tragar, pitidos en los oídos, ojos secos y conjuntivitis, así como cardiovasculares como palpitaciones y cambios en la tensión arterial.

El doctor Entrenas ha resaltado que el problema de estos síntomas es que muchos son poco medibles. Por ejemplo, no hay un marcador en una analítica que “nos haga fácilmente diagnosticable el covid persistente con síntomas como sensación de falta de aire, dolor de cabeza o pitidos en los oídos”. Cuando se tienen cinco síntomas o más durante la primera semana de enfermedad por covid-19 hay una mayor predisposición a tener coronavirus persistente y en los mayores de 70 años la pérdida de olfato puede predecir su aparición.

Por tanto, no se dispone de un tratamiento específico para estos pacientes, por lo que el tratamiento en general es sintomático. Se distinguen medicamentos que se dirijan a combatir el trastorno inflamatorio combatiendo la principal acción del virus, la tormenta de citoquinas.

Además, en los pacientes que han sufrido un covid grave “hay que implementar medidas correctoras de los déficits nutricionales, de la reposición de masa muscular y añadir rehabilitación e incluso tratar el daño psicológico, por lo que la atención a estos pacientes debe ser multidisciplinar, incluyendo de manera muy importante a profesionales de Enfermería, que sabe valorar muy bien la atención domiciliaria, el apoyo a los familiares y cuidadores, así como detectar las necesidades de cuidados que puedan aparecer”, ha destacado.

Quirónsalud en Andalucía

El Grupo Hospitalario Quirónsalud cuenta en la actualidad en Andalucía con siete centros hospitalarios situados en las ciudades de Málaga, Marbella, Los Barrios (Cádiz), dos en Sevilla, Córdoba y Huelva, además de 17 centros médicos de especialidades y diagnóstico y un hospital de día quirúrgico, que lo posicionan como líder hospitalario privado de esta comunidad autónoma.

Quirónsalud es el grupo hospitalario líder en España y, junto con su matriz Fresenius-Helios, también en Europa. Cuenta con más de 40.000 profesionales en más de 125 centros sanitarios, entre los que se encuentran 47 hospitales que ofrecen cerca 7.000 camas hospitalarias.



Dispone de la tecnología más avanzada y de un gran equipo de profesionales altamente especializados y de prestigio internacional. Entre sus centros, se encuentran el Centro Médico Teknon, Ruber Internacional, Hospital Universitario Quirónsalud Madrid, Fundación Jiménez Díaz, Hospital Quirónsalud Barcelona, Hospital Universitario Dexeus, Policlínica de Gipuzkoa, etc.

El Grupo trabaja en la promoción de la docencia (ocho de sus hospitales son universitarios) y la investigación médico-científica (cuenta con el Instituto de Investigación Sanitaria de la FJD, único centro investigador privado acreditado por la Secretaría de Estado de Investigación, Desarrollo e Innovación).

Asimismo, su servicio asistencial está organizado en unidades y redes transversales que permiten optimizar la experiencia acumulada en los distintos centros y la traslación clínica de sus investigaciones.

Actualmente, Quirónsalud está desarrollando más de 1.600 proyectos de investigación en toda España y muchos de sus centros realizan en este ámbito una labor puntera, siendo pioneros en diferentes especialidades como oncología, cardiología, endocrinología, ginecología y neurología, entre otras.

REDACCIÓN / ANDALUCÍA DIGITAL
  • 20.1.22
La Consejería de Salud y Familias de la Junta de Andalucía ha contabilizado 1.966 nuevos positivos y un fallecido en las últimas 24 horas. Así, el total de afectados en la provincia –y confirmados mediante alguna Prueba Diagnóstica de Infección Activa– asciende a 119.245 desde el inicio de la pandemia, de los que 1.159 han fallecido. A su vez, 87.352 personas habrían superado ya la infección. De esta forma, la incidencia se sitúa en 1.829 casos por cada 100.000 habitantes confirmados en las dos últimas semanas.


Con respecto a la evolución de la pandemia por municipios, el Sistema de Vigilancia Epidemiológica y el Instituto de Estadística y Cartografía de Andalucía vienen ofreciendo de lunes a viernes datos pormenorizados en una tabla que se puede consultar a través de este enlace.

De este modo, Baena contabiliza 156 nuevos positivos por covid-19 en la última semana (cinco menos que ayer), cifra que asciende a 393 en el periodo de las dos últimas semanas. En total, el municipio del Guadajoz-Este suma, desde el inicio de la pandemia, 2.705 vecinos afectados (37 más) y 40 fallecidos. A su vez, según la Junta de Andalucía, 2.061 personas han logrado ya superar la enfermedad.

En el caso de Castro del Río, las autoridades sanitarias reportan 72 pruebas positivas en las dos últimas semanas, 23 de ellas registradas en los pasados siete días (tres menos que ayer). De este modo, la localidad ha alcanzado, desde el inicio de la crisis, las 926 personas afectadas (seis más), con 719 curados y trece fallecidos.

En Montalbán de Córdoba se han registrado 19 pruebas positivas en la última semana y 43 en los últimos 14 días. Por ello, el Sistema de Vigilancia Epidemiológica de Andalucía sitúa en 539 el número de afectados desde el inicio de la alerta sanitaria (diez más desde ayer) y mantiene en 449 las personas recuperadas. Asimismo, la localidad registra cinco fallecidos desde el inicio de la pandemia.

Por su parte, Montemayor registra 43 pruebas positivas en las últimas dos semanas, 21 de ellas contabilizadas en los últimos siete días (dos más que ayer). En total, el municipio ha alcanzado los 586 vecinos afectados desde que comenzó la pandemia (tres más), con 451 personas recuperadas y dos fallecidos.

En lo que respecta a Montilla, el Sistema de Vigilancia Epidemiológica y el Instituto de Estadística y Cartografía de Andalucía comunican 90 pruebas positivas en la última semana (nueve menos) y 211 en el plazo de catorce días (25 menos). En total, la localidad de la Campiña Sur cuenta desde marzo de 2020 con un total de 3.062 vecinos afectados por el covid-19 (29 más), con 2.456 personas curadas y treinta fallecidos.

Por su parte, las autoridades sanitarias registran en La Rambla 40 positivos por coronavirus en los pasados siete días (once menos que ayer) y 99 si se amplía el plazo a dos semanas. Así, la localidad alfarera ha alcanzado, desde el inicio de la pandemia, los 970 vecinos infectados por covid-19 (dos más), de los que 750 ya habrían superado la enfermedad. Asimismo, se han registrado cuatro muertes a causa del coronavirus.

En Santaella, el Sistema de Vigilancia Epidemiológica ha registrado en los últimos siete días hasta 29 positivos por covid-19 y 55 en las últimas dos semanas. De esta forma, Santaella contabiliza 588 vecinos afectados por coronavirus desde que comenzó la pandemia a causa del SARS-CoV-2 (uno más), mientras que 482 vecinos han superado ya la enfermedad. A su vez, el municipio sigue contabilizando dos personas fallecidas por coronavirus.

Por último, en lo que respecta a La Victoria se contabilizan 16 positivos por coronavirus en las últimas dos semanas, siete de ellos registrado en los últimos siete días. La localidad ha alcanzado, desde el inicio de la pandemia, los 181 vecinos infectados por covid-19 (dos más), de los que 137 ya han superado la enfermedad. Asimismo, se ha registrado una muerte a causa del coronavirus desde que se activó la alerta sanitaria.

I. TÉLLEZ / REDACCIÓN
  • 20.1.22
La provincia de Córdoba ha producido en los tres primeros meses de campaña 168.649 toneladas de aceite de oliva, lo que supone casi un 24 por ciento más que la campaña anterior en las mismas fechas. Un "buen ritmo" de recolección que desde la Asociación Agraria de Jóvenes Agricultores (Asaja-Córdoba) achacan al adelanto de la recolección para obtener aceites de mayor calidad.


En este sentido, el presidente de Asaja-Córdoba, Ignacio Fernández de Mesa, ha destacado que la cosecha de aceite de oliva va muy adelantada con respecto a años anteriores gracias a la buena climatología y ese cambio en la tendencia a la hora de recolectar. De este modo, solo en el mes de diciembre se han recogido en Cordoba más de 94.000 toneladas de aceite.

En Andalucía, la producción a 31 de diciembre fue de 625.888 toneladas y en España de 867.226 toneladas. Con todo, en la provincia de Córdoba aún quedan zonas con aceituna por recoger, así que se prevé que el dato de producción del mes de enero sea también bueno y quedará aun las zonas más tardías para el mes de febrero.

En cuanto a las salidas, Fernández de Mesa indicó que siguen siendo "buenas" y, dada la situación de producción, el consumo mundial y la sequía, parece indicar que "la situación de mercados no debe cambiar manteniéndose precios razonables para los olivareros". La Junta de Andalucía había aforado para la provincia de Cordoba una campaña de 254.000 toneladas de aceite de oliva, lo que significa, no obstante, una producción normal en la media de la provincia.

REDACCIÓN / ANDALUCÍA DIGITAL

19 de enero de 2022


GRUPO PÉREZ BARQUERO


CULTURA - BAENA DIGITAL


UNICEF

DEPORTES - BAENA DIGITAL

LA ABUELA CARMEN - LÍDER EN EL SECTOR DEL AJO, AJO NEGRO Y CEBOLLA NEGRA

FIRMAS
Baena Digital te escucha Escríbenos